¿Cuál es la tela más fresca para el calor?

El mejor tejido para el calor del verano

Mientras las temperaturas se disparan, las tuyas no tienen por qué hacerlo. La clave para lucir con éxito un aspecto elegante y con estilo sin las manchas de sudor en la actual ola de calor es posible, y no implica desnudarse y dejar la piel al descubierto. Más bien, se trata de elegir tejidos inteligentes en los que puedas apoyarte cuando el mercurio suba. Los tejidos transpirables y ligeros, como el algodón, el lino y el satén, son ideales para mantenerte fresca, sin renunciar al estilo.

Si no quieres renunciar a tu hábito del denim en el calor del verano, cambia el tejido pesado y no elástico por una alternativa más ligera. El chambray es el primo más transpirable del denim para el verano. Una tela ligera tejida con tonos oscuros como el índigo, no hay necesidad de meterse en tus vaqueros pitillo de siempre. Tus días de sudoración veraniega en vaqueros han terminado.

Algodón Conocido por su transpirabilidad, hay una razón por la que muchos estilos de verano se basan en el algodón. Uno de los inconvenientes de este tejido natural es que se arruga con facilidad y es un poco informal. Para mejorarla, opta por una mezcla de algodón y poliéster. Esta combinación permite obtener un tejido transpirable y resistente al sudor.

Tejido que absorbe la humedad

El verano puede ser duro para los costureros: Tienes que conformarte con la mitad de la gama de tejidos disponibles. Porque a partir de cierta temperatura, la lana y el poliéster ya no son una posibilidad. La elección del tejido para tu próximo proyecto de costura no sólo se convierte en una cuestión de moda, sino también de funcionalidad.

Lee más  ¿Qué es alambre floral?

Y algo aún más importante que el peso es buscar un tejido que respire. Para ello, busca tejidos de fibras naturales como el lino, el algodón o incluso el rayón (es semisintético pero está hecho de materiales naturales y respira bien). Los tejidos sueltos y los hilos finos harán que la prenda sea más transpirable, que no retenga la humedad y el aire, sino que te mantenga fresca.

Ten en cuenta también que el color tiene un papel importante a la hora de mantenerse fresco. Los colores claros reflejan la luz y el calor. Además, las formas holgadas mantienen el aire circulando alrededor de tu cuerpo mejor que las prendas ajustadas. Por ello, busca patrones con cierta soltura, vestidos largos y vaporosos, pantalones sueltos, siluetas en A…

Mientras que el lino es el rey, el algodón es el señor popular. Supongo que es el tejido que más utilizas para tus proyectos de verano (¡o quizás para todos tus proyectos!). Yo sé que lo hago. El algodón está disponible en muchos pesos diferentes. Además, es asequible y muy cómodo de llevar.

Nylon transpirable

Aproximadamente el 15% de la electricidad mundial se destina a mantenernos frescos. Para reducir esta demanda de energía, los científicos han buscado formas pasivas de refrigerarnos que no requieran electricidad.

Jia Zhu, de la Universidad de Nanjing (China), y Shanhui Fan, de la Universidad de Stanford, y sus colegas se inspiraron en la seda, que se siente fresca contra la piel porque refleja la mayor parte de la luz solar que incide sobre ella -principalmente las longitudes de onda infrarrojas y visibles- y también irradia fácilmente el calor.

Lee más  ¿Cómo hacer una flor de tela para un cojín?

Cuando los investigadores bañaron esta seda artificial en la luz del sol, comprobaron que se mantenía 3,5ºC más fría que el aire circundante debido a su capacidad de reflejar la mayor parte de la luz solar e irradiar calor. Se trata del primer tejido desarrollado que se mantiene más frío que el aire circundante cuando le da la luz del sol.

Los investigadores también descubrieron que, al colocar la seda artificial sobre una superficie diseñada para simular la piel, ésta se mantenía 8 °C más fría bajo la luz solar directa que la seda natural, y 12,5 °C más fría que el algodón. La piel simulada estaba hecha de goma de silicona envuelta en un calentador para imitar el calor del cuerpo.

Tejidos de verano

Visto: A todos nos ha pasado: vestirnos para una temperatura, pero a media tarde el tiempo cambia y nos arrepentimos al instante de nuestra elección de ropa. A medida que los patrones climáticos se vuelven más impredecibles a raíz del calentamiento global, es probable que esto ocurra cada vez más. Sin embargo, un equipo de investigadores chinos podría ayudar. Han desarrollado un tejido, llamado Janus, que puede enfriar y calentar al usuario.

La camiseta se ha creado mediante capas de fibras de polímero y algodón con materiales que absorben o reflejan la energía solar. En el lado cálido, el material está cubierto de nanopartículas de zinc y cobre, que absorben la energía solar para proporcionar calor. En el lado frío, el tejido está cubierto con una capa muy fina de aluminio, que refleja la energía solar para enfriar al usuario. Esta capa también es porosa, para permitir la salida del calor corporal.

Lee más  ¿Qué se puede hacer con fotos para regalar?

Si te pones la camiseta por un lado, te mantendrá 11 grados más fresco que una camiseta blanca de algodón comparable. Si le damos la vuelta, nos mantendrá 14 grados más calientes que una camiseta de algodón negra. Además, los investigadores incorporaron un generador termoeléctrico en el interior del tejido. Éste aprovecha la energía de la diferencia de temperatura entre el lado caliente y el frío de la camiseta. La energía generada puede utilizarse para alimentar pequeños sensores.